La Cultura no es un lujo sobrante

libreria“La Cultura y la Ciencia no son lujos sobrantes ni lastres para la economía, sino derechos fundamentales y actividades generadoras de riqueza económica, de creación de empleo, de cohesión social”.

Estas ideas, contundentes de tan sencillas, pertenecen al documento que el Consell Valencià de Cultura ha hecho público hoy, con motivo del Día del Libro. Está en la línea de lo que la institución viene diciendo, con insistencia, a lo largo de estos últimos años de crisis. Y sobre todo, a raíz de los duros recortes que afectan a la cultura y al aumento del IVA para las actividades culturales. Aquí tiene el lector el contenido completo del documento:

El día 23 de abril se celebra en todo el mundo el Día Internacional del Libro y del Derecho de Autor.
Con frecuencia se olvida que un valenciano, el escritor y editor Vicente Clavel Andrés, fue quien concibió la idea, allá por el año 1923, de instaurar un día dedicado al Libro Español, como reconocimiento a la labor difusora de las editoriales y al fomento de la lectura. Poco después, en 1930, se eligió la fecha del 23 de abril como Día del Libro, por ser el aniversario de la muerte de Miguel de Cervantes. Y, en 1995, la UNESCO decidió rendir un homenaje universal a los libros y los autores en esta fecha, ya que, aunque en un calendario distinto, también coincide con la muerte de William Shakespeare, y con el nacimiento o la muerte de otros autores destacados, como Garcilaso de la Vega, Josep Pla y Vladimir Nabokov.
Se trata de alentar a todos, y en particular a los jóvenes, a descubrir el placer de la lectura y a valorar las contribuciones de quienes han impulsado el progreso social y cultural de la humanidad.
Un año más, el Consell Valencià de Cultura (CVC) se une a esta celebración y recuerda sus anteriores declaraciones de apoyo al libro como uno de los pilares básicos de la cultura, y sobre todo de la cultura escrita, tanto literaria como científica.
Hace ya 10 años, el CVC emitió el Dictamen de la ponència sobre el llibre i la lectura, que mantiene su vigencia, a través de una serie de recomendaciones a las administraciones públicas y al resto de los sectores implicados: autores, editores, ilustradores, traductores, impresores, distribuidores, libreros, bibliotecarios y profesorado, entre otros.
Repetimos algunas de aquellas propuestas:
1) Diseñar una campaña de sensibilización lectora y de recuperación del prestigio del libro.
2) Difundir a los autores valencianos y su obra.
3) Crear un Centro Valenciano de las Letras, a semejanza de los que hay en otras Comunidades.
4) Promocionar el valenciano como lengua literaria y científica.
5) Convertir las bibliotecas en auténticos centros sociales de irradiación cultural.
6) Contribuir a la difusión de la producción editorial valenciana en los medios de comunicación.
7) Propiciar una formación lectora coherente, literaria y científica, en los diferentes niveles de la enseñanza, introduciendo al lector joven en los placeres de leer, escribir e investigar.
8) Aprovechar las nuevas tecnologías, presentándolas como otra manera de aproximación a la lectura y no como una competencia del libro tradicional.
9) Fomentar el asociacionismo en el mundo del libro en todos sus sectores, para facilitar una mayor profesionalización.
El pasado año 2012, el CVC reunió en su sede a los distintos sectores de la comunidad del libro, para hablar y pensar juntos sobre la situación actual: las perspectivas económicas, los recortes en subvenciones y ayudas, la pérdida del hábito lector o la debilidad de las editoriales. Son factores que aumentan la incertidumbre de todos.
Hoy, en 2013, el CVC ratifica sus declaraciones de apoyo al mundo del libro y anima a la sociedad civil a disfrutar de este Día, descubriendo nuevos textos, volviendo a leer los antiguos, compartiéndolos con otros lectores, asistiendo a presentaciones, charlando con los autores o, simplemente, recorriendo con curiosidad las casetas de la 48 ª Fira del Llibre de València. Siempre es una buena ocasión para recordar las palabras de escritores ilustres, comprometidos con su tiempo y con la cultura, como Federico García Lorca, quien en la inauguración de la biblioteca de Fuente Vaqueros en Granada, en septiembre de 1931, dijo: “No solo de pan vive el hombre. Yo, si tuviera hambre y estuviera desvalido en la calle, no pediría pan, sino medio pan y un libro”.
Es precisamente esta situación general de incertidumbre económica y de aumento de las desigualdades sociales la que lleva al Consell València de Cultura a proclamar, una vez más, que la Cultura y la Ciencia no son lujos sobrantes ni lastres para la economía, sino derechos fundamentales y actividades generadoras de riqueza económica, de creación de empleo, de cohesión social. Este día instamos a todos los valencianos a recordar que los libros son una oportunidad y una fuerza que debe estar en manos de todos, y que en ellos podemos encontrar los valores éticos que necesitamos para salir de esta crisis, que es económica pero también moral.
Consell Valencià de Cultura”

Anuncios

Acerca de fppuche

Periodista y escritor. Director de “Las Provincias” desde 1999 a 2002. Desde 2011, miembro de la comisión de Gobierno del Consell Valencià de Cultura.
Esta entrada fue publicada en de buena tinta y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s